Endometriosis

La endometriosis se trata de un desorden ginecológico caracterizado por el crecimiento de células del tejido uterino fuera de la capa interna, o endometrio, del útero.

Puede darse, por ejemplo en los ovarios y trompas de Falopio, en la vejiga o en los intestinos y, raramente, en otras localizaciones como pulmones, piel o cerebro.

Recibe el nombre de adenomiosis si el tejido aparece en la capa muscular, o miometro, del útero.

Existen diversas teorías que se barajan para tratar de explicar la infertilidad derivada por una endometriosis. Se especula que esta pérdida en la fertilidad puede deberse a varios factores:

Si afecta a los ovarios…

La endometriosis puede inhibir la ovulación si afecta a los ovarios evitando la liberación del ovocito.

Si afecta a las trompas de Falopio…

Puede provocar que la captación de los ovocitos no sea efectiva o impedir el encuentro con el espermatozoide.

Si afecta al útero…

Debido a la inflamación, la endometriosis, en afectar al útero, puede impedir la implantación del embrión.

En general…

El ambiente hostil provocado por la endometriosis puede afectar a la supervivencia de los gametos, impidiendo la fecundación.

Fibromas uterinos

Los fibromas uterinos son tumores no cancerígenos causados por el crecimiento excesivo de las células musculares en el útero, y se clasifican en función de dónde crecen:

  • Si crecen hacia la cavidad uterina se denominan submucosos (a).

  • Si crecen en la pared del útero son intramurales (b).

  • Si crecen en el exterior de la cavidad reciben el nombre de subserosos (c).

  • Si crecen en el exterior de la cavidad y se adhieren al útero mediante un tallo de tejido reciben el nombre de pediculados (d).

En este caso, la infertilidad se debe a alteraciones anatómicas que puedan afectar al movimiento de los gametos o a la implantación al:

      1. Bloquear las trompas de Falopio
      2. Distorsionar la cavidad uterina

Esto ocurre sobre todo en casos de fibromas submucosos (c) ya que este tipo de fibromas crecen en el endometrio, la capa interna del útero, y proyectan hacia la cavidad uterina.

Además de afectar a la fertilidad de la paciente, los fibromas pueden provocar complicaciones en las fases más tempranas del embarazo pudiendo provocar abortos espontáneos al impedir el desarrollo normal del embrión.
Otros casos